Promociones  |  Novedades  |  Testimonios

Tel. 96 325 05 25     avalmed facebook

Reducción de mamas

MAMOPLASTIA “Reducción de Mamas”

La Mamoplástia de reducción de pecho es una intervención con la que se consigue el equilibrio y armonía la silueta de la mujer reduciendo el tamaño, el peso y reafirmando los pechos dándoles una proporción más acorde con el cuerpo. Renovar el aspecto de las mamas puede tener un fin estético aunque en la mayoría de casos la finalidad esta relacionada con problemas de salud.

EN QUE CONSISTE

La intervención elimina el exceso de piel, grasa y tejido glandular mamario de la paciente, recolocando la areola y el pezón en una nueva posición, por lo que las cicatrices son inevitables.

Los beneficios obtenidos no solo alcanzan un nivel estético, ya que la paciente se encontrará más ligera y cómoda para realizar actividades físicas que antes le limitaban y desaparecerán las molestias de espalda, cuello y cervicales.

Para practicar esta intervención es necesario que la paciente haya completado el desarrollo físico de su cuerpo.

Intervención

El cirujano para modelar las mamas puede practicar varias técnicas en este tipo de intervención pero la más utilizada es la que deja como resultado una cicatriz con forma de T invertida que comienza bajo la areola. La areola también presenta una cicatriz a su alrededor. En cualquier caso, el tamaño de las cicatrices, siempre está en función de la envergadura de la operación y del volumen eliminado pero son cicatrices discretas.

El tiempo estimado para la intervención, dependerá de las circunstancias particulares del paciente pero se estima entre 2 y 3 horas. Se recomienda la anestesia general o la epidural y respecto a la hospitalización clínica, se recomiendan las 24 horas.

Esta intervención manipula los conductos mamarios de la paciente, por lo que o se recomienda para mujeres que quieran practicar la lactación.

POSTOPERATORIO

Al finalizar la intervención se aplica un vendaje compresivo que se retirará transcurrida 1a semana y sustituido por un sujetador especial. Las suturas se retiraran trascurrida la semana y las molestias se controlarán con la medicación prescrita por el cirujano.

No debe dormirse boca abajo durante el periodo de cicatrización y no deberá retirarse el sujetador espacial. Los hematomas y la hinchazón necesitan de 1 mes para desaparecer y debe evitarse el ejercicio físico brusco durante este periodo.

En función del caso particular del paciente reanudará su vida laboral normal desde los 2 o 3 días al par de semanas, esto dependerá del trabajo en particular.

La posición y forma definitiva de las mamas podrán apreciase a partir de los seis meses.